¿Cómo negociar con empresas de recobro? ¿Son de fiar?

Dichas empresas están dedicadas a gestionar los cobros de las deudas. Al tener una deuda con una entidad, esta podría contratar a una empresa de recobro para gestionar el pago. Por lo tanto, la función de estas empresas pasa por ser el intermediario entre los acreedores y deudores. Además, muchas veces estas se apropian de la deuda, comprando la deuda a la empresa acreedora.

¿Qué pueden hacer y qué no?

En nuestro país, las prácticas de empresas de recobro no están reguladas por una legislación específica, por lo que se ampara al Código Civil, la Ley de Defensa de Consumidores y Usuarios y la Ley de Protección de Datos. Todas estas leyes ponen los límites a las prácticas de las empresas de recobro.

Si bien es cierto que las empresas de recobro tienen derecho a reclamar las deudas, no significa que puedan hacerlo de cualquier manera.

Se han producido casos de empresas que han tratado de utilizar técnicas abusivas, como hacer pública la deuda para lograr dañar la imagen del deudor, para así conseguir cobrar la deuda.

Las empresas acreedoras pueden ceder tus datos a una empresa de recobro, ya que sería legal, siempre y cuando tu hayas aceptado previamente el consentimiento del tratamiento de tus datos.

También existen una serie de requisitos que deben cumplirse:

  • La deuda debe haber vencido, ser exigible y tener impagos por parte del deudor. Si tiene disputas tanto en el arbitraje del consumidor como en los tribunales, es posible que la deuda no se considere verdadera. Por tanto, en este caso, el acreedor no podrá transferir sus datos a la empresa de recobro y registros por defecto.
  • La empresa con la que obtuvo la deuda debe acreditar que la deuda existe y que el plazo de amortización ha expirado.
  • La empresa debe realizar una solicitud de pago antes de incluir su nombre en el documento de morosidad. En esta solicitud de pago se indicará que si no paga la deuda correspondiente, se le incluirá en el expediente de morosidad.
  • Si lo incluyen en dicho archivo, deben notificarlo en un plazo máximo de 30 días.
¿Cómo negociar con empresas de recobro?

Si la deuda no existe o no está de acuerdo con esta cantidad, debe informar a la empresa de recuperación del titular de la deuda y a la empresa acreedora de manera fehaciente. Si no recibe una respuesta dentro de los 30 días, o la respuesta es insuficiente, puede presentar una solicitud de arbitraje o acudir a los tribunales. Si además estás incluido en un registro de morosidad, debes ser excluido de los requisitos de la empresa que gestiona el registro, o a través de la Agencia Española de Protección de Datos.

Si la deuda se ha vendido a una empresa de recobro conocida como “fondo buitre”, la deuda se puede pagar a su precio de venta. Este precio siempre será mucho más bajo que su deuda total.

Así lo establece el artículo 153 del Código Civil, a partir de la fecha en que el acreedor comunique fehacientemente el cambio de titular de la deuda, usted tendrá 9 días para realizar la solicitud. Si recibimos una comunicación no autorizada, es importante que se comunique con nosotros en consecuencia. Dentro de estos 9 días hábiles, debemos presentar una solicitud de baja firmada por el abogado y el procurador. En esta demanda, se requiere un crédito de liquidación por la cantidad vendida a la empresa de recuperación.

Si la deuda existe y el monto que exigen es correcto (o ha sido declarado correcto por resolución judicial), puedes intentar negociar con la empresa recuperadora para flexibilizar la cuota o modificar la cantidad de la deuda a devolver. En este caso, lo mejor es ir acompañado de un abogado para proteger sus intereses y brindarle asesoramiento. Si no puede pagar la deuda, una de sus opciones es elegir la “Ley de Segunda Oportunidad” y luego dejar que un bufete de abogados como el nuestro maneje el diálogo con la empresa de cobranza.

Ley de la Segunda Oportunidad

La ley de la segunda oportunidad le permite eliminar total o parcialmente todas las deudas mediante procedimientos legales. De esta forma, puede eliminar las deudas impagables sin tener que negociar o realizar pagos con la empresa de recuperación. Una vez finalizado el proceso, su nombre desaparecerá de los antecedentes penales. La razón de esto es que ya no tendrá deudas pendientes. Esta es una de las formas de salir de las deudas y las agencias de cobro de deudas.

Negociación con las empresas de recobro
¿revisamos tu caso?
CONSULTA GRATIS
911 863 547

Dejar un comentario

× ¿QUIERES CANCELAR TUS DEUDAS?